Archivo de etiquetas| cerveza

LA CERVEZA, UNA BEBIDA POPULAR Para Celebrar – SABER ALGO MÁS

                         

        Si deciden  incluir   cerveza   en   un   evento,   deben   saber   algunos   datos interesantes para que todos los invitados puedan disfrutar a gusto del tipo, color y sabor de esta bebida que decidan ofrecer.

       Como la mayoría de ustedes habrán observado, la cerveza se puede servir en diferentes recipientes, copas,  vasos  o  jarras , desde  copas  que llevan 250 cc a jarras de 1000cc de capacidad, hay una gran  variedad  de vasos, jarras y copas de diferentes tamaños y formas.

Si  la  cerveza  que  vamos  a  servir  en  la  reunión   es  de  las  ligeras con baja graduación de alcohol, admite que se sirva en recipientes de mayor tamaño, si en cambio el tipo de cerveza es un poco más consistente y de  las  que  tienen mayor graduación de alcohol, se ofrecen copas  o  vasos  de  menor  capacidad  para que cada uno controle la cantidad de alcohol que puede beber.

Los recipientes  suelen  ser  transparentes  para  poder  apreciar  el color de la bebida ya que a través de él  podemos  intuir  aromas, texturas y sabores.   En las copas más largas la cerveza se ve más clara mientras que en las copas más bajas y anchas el color se oscurece.

Las  copas  pueden  ser de   las  altas  y  con la base más angosta, de las bajas y anchas con pie, de las que se “cierran en la parte superior”, lo que permite que se conserve más la espuma y se mantenga más consistente, en cambio las copas que se “abren” en la parte superior hacen que la espuma se vea más  ligera.   En todos los casos se debe lograr formar un mínimo 2cm de espuma.

Tanto las diferentes formas de las copas, como las asas de los tipos de  jarras en que se sirve la cerveza tienen una misma finalidad, que al tomar el  recipiente nuestra mano tenga el menor contacto posible para no subir la temperatura de la bebida, ya que se debe tomar fría. No se aconseja servir  en  recipientes  sacados del freezer ya que el frío extremo puede  variar  los  aromas  y  también enfriarla demasiado. Lo aconsejable es llenar de agua con hielo la copa, vaso o jarra que se va a usar, dejarla por un momento, volcar y enseguida servir la cerveza.

Para lograr formar una espuma de buena consistencia se debe servir dejando caer la cerveza en el medio del recipiente y así poco a poco llegar al borde con la espuma sin que esta se derrame. La espuma actúa como un “tapón” que  ayuda a conservar los aromas,  por  eso  se  intenta lograr  que esté presente hasta que se termine de beber.

¿Saben de qué depende la gran variedad de colores  de  esta  popular  bebida que va desde una rubia clara, pasando por la gama de los dorados, rojizos, hasta el negro? Del nivel de tostado del cereal durante el proceso de malteado.

Espero que hayan descubierto algo nuevo o diferente en este  artículo  sobre la cerveza y les ayude a decidir si desean ofrecerla en un agasajo familiar o en un evento más formal.

Gladys Suárez     http://saberparaorganizar.info